Madre Tierra. Mensaje.

0 comentarios


💞


Hoy, ahora, conectare con la Madre Tierra, a continuación me dice, en base a los sucesos qué está viviendo en ella y una parte de la humanidad  somos conscientes y estamos viendo.


Oh, hijos. Os Amo.


Dentro de mi dolor, transformación, depuración, y erradicación necesaria, somos uno, de ahí qué todos estemos viviendo una situación análoga equitativa. Estamos viviendo derrumbes de toda clase desde nuestro interior y externos. No tengáis miedo y manteneros en paz, neutros, trabajar por ello, ayudándonos con ello mutuamente, conectad conmigo para mantener el equilibrio, mucho está cambiando, cambios necesarios a lo que ha de venir, estamos en un proceso de transmutación y transformación muy potente, sí nos mantenemos unidos podremos lograrlo.

Ya, la humanidad y lo qué estaba sucediendo en mi cuerpo no podía seguir ocurriendo, no se ha mantenido el equilibrio necesario para poder seguir avanzando tal cómo era, se necesitan cambios, abruptos, para llegar a madurar lo qué ha de ser.


Es la impotencia de ver lo qué estaba sucediendo, habiendo llegado al limite completo, todo es en armonía, y por ello ha de ser lo correcto para poder seguir adelante, hay cambios, transitorios, qué siempre han habido, llegando al fin para un nuevo comienzo, una nueva forma, una nueva ideología, de igual manera lo qué yo vivo lo estáis viviendo vosotros descifrado en diferentes formas, está ocurriendo, pues muchos habéis de terminar con mucho qué ya no funcionaba y qué os estaba deteriorando o dañando, al igual en mi, podréis plasmarlo y observarlo, la coherencia y la naturalidad de las palabras canalizadas ahora.


Los derrumbes internos y por consiguiente externos, vienen para obligarnos en cierta manera a los cambios, cambios qué en muchos casos pueden ser abrumadores, sobre todo sino habéis trabajado en vosotros nunca o a destiempo. Volver a ello, totalmente necesario sí queréis qué sean más llevaderos, os enseñara por inercia a aprender, a observar lo qué de otra forma no veríais. 


El Universo y sus Elementos, todos juntos lleva a esta realización por necesidad y acomodo.

Todo será en paz, lo viviréis así, sin estragos innecesarios, sólo los acordes a vuestra situación para poder aclimataros al cambio.


Así cómo las aguas se levantaran, ocuparan su lugar qué siempre le perteneció, podrán hacerlo sigilosamente, con y desde el amor sí os unís con naturalidad y desde el corazón qué somos cada uno de nosotros, esa chispa divina que nos pertenece.


Así cómo los vientos se afincaran podrán serenarse sí vosotros os comunicáis mentalmente con amor y desde el sentimiento de calma.


Así cómo habrá derrumbes y quiebres en mi cuerpo, podrán ser calmados sí vosotros os halláis tranquilos desde mi amor ese qué siempre estuvo y no lo supisteis ver.


Así cómo el fuego natural se da en el proceso de depuración a través de los volcanes será para descongestionar, liberar la presión a la qué estamos siendo expuestos por diferentes motivos,  quemando lo qué hay qué quemar transformando lo qué será la nueva tierra, limpia, saneando todo el dolor, todo el daño ocasionado en ella y toda obstrucción derivada de la oscuridad terrestre mantenida durante siglos. 

Veréis in situ mi proceso de cambio y de transformación nunca visto como ahora desde la conciencia divina, cómo es mi proceso de transformación a través del tiempo. Mi crecimiento, mi expansión y lo loable y adecuado para el conjunto qué somos. Disipando futuros errores cometidos desde el origen de esta humanidad.


Pero.

Con el mínimo riesgo si somos capaces de aminorar juntos.

De momento, vamos bien.


No hay más cabida.


Yo, La Madre Tierra, os avise dejando entrever mi dolor durante mucho tiempo, eones, sin embargo pocos se hicieron cargo, ahora, me pertenece a mi realizar después de tanto y lo qué se está viviendo, sólo es un proceso de supervivencia, la mía y la de los qué me acompañen en dicho proceso, equitativo a lo existente.


Con Amor, Gaia, cuidaros, al hacerlo nos estaremos apoyando en el ciclo transitorio de la vida universal, qué ahora toca y qué hay qué pasar, no sin tener infinidad de observaciones de aprendizajes y de amor interno, escuchándonos, uniéndonos en el proceso, qué sin amor no existe. Y al uniros a ese amor interno propio estaréis uniéndoos de igual forma a mí potenciando nuestro poder de sanación, de fuerza y supervivencia común ayudándonos mutuamente para seguir adelante mitigando las molestias de la transformación que estamos viviendo. "Dolores de parto"


Cuidarse es amarse y amar al qué nos acompaña y al resto.


Un amor sutil, qué hasta el momento no muchos lo han supervisado, incluso entendido, pero ahora, lo harán, viviéndolo dentro de cada uno de vosotros. Disipándose con fuerza cada aforo de oscuridad mantenido en cada rincón en mi interior y del vuestro, lo qué nos está llegando, se encarga, de ahí qué pueda ser doloroso porque requiere de la extirpación, de la impregnación celular, de patrones, traumas, karmas, patrones incorrectos vividos desde lo más antiguo de la humanidad hasta ahora enquistados en nosotros.


Aprendizajes. Hasta qué no los unifiquéis no hallareis el cambio interno y muy posiblemente muchos no lo lograran.


Porqué amar, es no dañar la vida y el ser interno de otro cuidando el nuestro. Hallando y originando por completo la Luz en sí mismos y por consiguiente extendiéndolo en un todo primordial, qué es lo qué viene. Debiendo aclimatarse y transformarse en equidad.


Amplía definición.


🌀

✨🌍✨🌎✨🌏

🌀